La Astrología en Occidente - Conceptos

La Astrología es la ciencia de los astros. Establece relaciones entre lo que sucede en el cielo y lo que acontece en la vida cotidiana de los seres humanos. En ningún momento los planetas obligan al ser humano a hacer tal o cual cosa. La Astrología sólo le hablará de tendencias o inclinaciones. Siempre estará por encima su voluntad y su esfuerzo. La Astrología es una ciencia que proviene de la más remota antiguedad y, hoy en día, se está revitalizando de forma muy importante. Sin embargo, no todo lo que se da en llamar astrología, horóscopo o predicción lo es realmente.
Por ejemplo, existe una gran confusión sobre lo que es un HORÓSCOPO. La palabra horóscopo proviene de "hora" y "scope" (observar), es decir, significa "observación de acuerdo a la hora de nacimiento". La primera conclusión que podemos sacar al respecto es que los mal llamados "horóscopos" de los periódicos en realidad no lo son, por el simple hecho de que ellos no tienen en cuenta la hora, día, mes y año de nacimiento de cada persona, sino sólo el día y el mes. Por tanto, no es astrológicamente válido dividir a las personas en 12 grupos o "tribus", diciendo "del 21 de marzo al 22 de abril, Aries"; "del 22 de abril al 22 de mayo, Tauro", etc. y pretender que a todas las personas de Aries el mismo día les vayan a ocurrir las mismas cosas.

Por todo lo explicado le queremos ofrecer un estudio astrológico serio, ameno y entendible, en el cual figuran todos los elementos del cielo que se necesitan para establecer un verdadero horóscopo o carta astral.

Pero, ¿qué es un HORÓSCOPO?. Es una carta o gráfico del cielo en el que figuran los planetas y los signos zodiacales. Decir horóscopo es lo mismo que decir carta astral (gráfico de los astros). Hay varios tipos de CARTAS ASTRALES, las cuales son usadas por los astrólogos para hacer sus estudios. La carta astral básica y fundamental es la llamada CARTA NATAL o carta astral de nacimiento. Ésta consiste en un gráfico del cielo para el momento y lugar exactos en que nació la persona. Si no se conoce la hora de nacimiento, con exactitud, se puede hacer la carta natal con una hora aproximada. Incluso es posible establecer la carta natal sabiendo sólo el día, mes y año de nacimiento, pero, obviamente, las conclusiones son más generales.

Ahora, si tiene la amabilidad, puede dar un vistazo al gráfico de su carta astral. Observe en ella el cuarto círculo (de afuera hacia adentro), el cual contiene dibujados sus 360 grados con 360 pequeñas rayitas. Cada 30 grados hay un trazo mayor que marca el comienzo de un nuevo signo zodiacal y la finalización del anterior. Esta circunferencia con 12 sectores de 30 grados cada uno -los 12 signos zodiacales- representa el llamado ZODIACO, el cual, seguramente, ya ha oído mencionar alguna vez. En el zodíaco, formado por los doce signos zodiacales, se mueven los diez planetas astrológicos. Estos son: SOL, LUNA, MERCURIO, VENUS, MARTE, JÚPITER, SATURNO, URANO, NEPTUNO y PLUTÓN. La Tierra no se cuenta como planeta, pues la Astrología se basa en las posiciones que tienen los planetas "vistos desde la Tierra". Es decir, nuestro "observatorio" es la Tierra, con lo que ésta no puede ser considerada como planeta.

Si se fija, verá que los símbolos de los 10 planetas astrológicos se encuentran esparcidos por el zodíaco. Por ejemplo, una persona puede tener su Sol a 5 grados de Piscis, la Luna a 23 grados de Aries, Mercurio a 17 de Acuario, etc., etc. Es decir, cada persona tiene a sus diez planetas colocados en diferentes grados de los doce signos zodiacales.

Cuando se dice que una persona es Aries, por ejemplo, solamente significa que, en el momento del nacimiento, su Sol estaba en alguno de los 30 grados del signo de Aries.

El Sol, visto desde la Tierra, va recorriendo los doce signos del zodíaco, más o menos uno por mes, para completar una vuelta completa a ésta al cabo de un año. Así, aproximadamente el 21 de marzo de cada año (inicio de la primavera), el Sol se coloca en el comienzo del zodíaco, que coincide con los 0 grados del signo de Aries; el 22 de abril, más o menos, el Sol esta a 0 grados de Tauro; el Sol sigue avanzando (casi un grado por día) y el 21 de mayo se sitúa a 0 grados de Géminis; y así sucesivamente, hasta que el siguiente 21 de marzo vuelve a colocarse en el principio del zodíaco (0 grados de Aries).

Ya puede entender perfectamente por qué es tan limitado hacer un estudio astrológico basándose sólo en el signo de la persona. Por ejemplo, si sabemos que alguien es Cáncer, es porque nació entre el 21 de junio y el 22 de julio. En realidad tendríamos que decir que el SIGNO SOLAR de esta persona es Cáncer, pues lo único que sabemos hasta ahora es que cuando nació tenía el Sol en alguno de los 30 grados de Cáncer. Pero, ¿dónde tenía esta persona en el instante del nacimiento a la Luna, a Mercurio, a Venus, y al resto de los planetas?. Esto solamente se puede saber haciendo la carta astral de nacimiento completa.